Seguidores

martes, 14 de agosto de 2012

Va tomando forma el ferrocarril de Vale

Poco a poco, con la llegada de los rieles y el inminente arribo de las primeras locomotoras y vagones a Puerto Galván, el ferrocarril de la minera Vale, entre el sur de Mendoza y nuestra ciudad, ya comienza a tomar forma. Si bien ya se definió que los extensos convoyes de hasta 80 vagones cargados con cloruro de potasio circularán por las vías más alejadas del centro --las que cruzan la avenida Colón a la altura de la Lanera San Blas-- aún se trabaja con la comuna para definir la cantidad de puentes a construir para generar los menores inconvenientes posibles al tránsito vehicular. En un primer momento se había pensado emplear la vía Bahía Blanca Noroeste, que pasa por debajo del Puente Colón, pero a solicitud de la comuna se optó por la ya mencionada vía a Neuquén, tal como quedó plasmado en la audiencia pública realizada el martes 5 de julio de 2011, en el Palacio Municipal. Llegan las máquinas. La primera de las nueve locomotoras ordenadas por la minera Vale para el proyecto minero Potasio Río Colorado arribará el mes próximo a la ciudad. Se trata de unidades de la marca General Electric, modelo C30 EMP, de 3.000 HP cada una, que se están fabricando en la planta ubicada en Conde, Minas Gerais, Brasil. Las máquinas pueden correr a un máximo de 103 kilómetros por hora, aunque la velocidad de las formaciones no superará los 50 kilómetros por hora en zonas despobladas, mientras que circularán a paso de hombre en sectores urbanizados. Poseen 17 metros de largo, un motor con 12 cilindros y un tanque de combustible con capacidad para 4.500 litros de gasoil. Dos locomotoras serán las encargadas de proveer la fuerza de empuje necesaria para desplazar las 5.000 toneladas transportadas en cada viaje. En junio pasado habían llegado a Galván los primeros equipos pesados destinados al tendido y mejoramiento de la red férrea, con siete equipos Plasser & Theurer consistentes en dos STC SL Tamping de 16 herramientas y 46 toneladas cada una, junto con tres STC NT New Track Construction tipo SVM 1000R, de 33 toneladas cada una y dos reguladoras de balastro tipo PBR 500. Se utilizarán rieles largos, soldados sobre durmientes de hormigón armado premoldeado. Este conjunto contribuye a que la marcha de los trenes resulte más suave y silenciosa, evitando la trepidación y los impactos tan característicos de las juntas entre rieles. En cuanto a los vagones, Vale informó que serán tipo Hooper, cerrados, de 11 metros de largo, con capacidad para ser cargados por la parte superior, mientras que la descarga se efectúa por una tolva central ubicada en el sector inferior. Cada uno soportará una carga máxima estimada en 20 toneladas por eje. La obra ferroviaria de interconexión entre Malargüe y el puerto local, a través de la red de Ferrosur Roca, incluye la construcción de un empalme de 350 kilómetros a cargo de la minera. De esos 350 kilómetros, 180 atraviesan la provincia de Río Negro, por lo que el contrato también plantea la recuperación de vías entre Chichinales y Zapala. En la actualidad la empresa Skanska se encuentra realizando un tramo de la ferrovía. Las tareas incluyen trabajos de movimiento de suelos, colocación de la manta geotérmica y base de piedra. Además, el proyecto ferroviario incluye la recuperación de 440 kilómetros de vías existentes, la construcción de un nuevo ramal de ferrocarril de 350 kilómetros y una terminal marítima en Ingeniero White. La traza del tendido ferroviario para transportar el fertilizante atravesará, desde el sur de Mendoza, las provincias de Neuquén, Río Negro, La Pampa y Buenos Aires. En Bahía Blanca se montará un taller para la realización de reparaciones menores de locomotoras y vagones. También está prevista la construcción de un taller de mantenimiento de máquinas de vía en Darwin y ocho puntos de apoyo (tres de ellos ubicados en el nuevo tramo ferroviario a construirse entre las provincias de Neuquén y Río Negro, y otros cinco en la traza existente) distribuidos aproximadamente cada 100 kilómetros. La terminal portuaria contendrá un acceso ferroviario de 4 kilómetros y la descarga del cloruro de potasio en la planta que se está construyendo en Ingeniero White demandará unas 11 horas. De ese total, según datos obtenidos por este diario, dos horas y media se destinarán para la realización de maniobras y revisiones, mientras que la descarga propiamente dicha comprenderá unas ocho horas y media. El sistema de seguridad operativa de la formación ferroviaria se realizará mediante un mecanismo satelital centralizado, a través de cambios de mensajes electrónicos entre el nuevo centro que funcionará en Bahía Blanca y los conductores. El sistema de control de operación permitirá la localización y el seguimiento de los trenes en tiempo real. Los trenes contarán con un dispositivo electrónico y neumático (denominado End of Train ), instalado en el vagón final, que le informa al conductor que la formación ferroviaria está completa, garantizando que ningún vagón se desenganchó. El proyecto general

* Vale desarrolla en Mendoza el proyecto Potasio Río Colorado para la producción de cloruro de potasio, un fertilizante destinado a la agricultura, a partir de una inversión de 5.900 millones de dólares.
* Este megaemprendimiento posicionará a la Argentina dentro de los cinco mayores productores mundiales de este mineral, esencial para la producción de alimentos.
* Se estima que la mina tendrá una capacidad nominal de producción de alrededor de 4,3 millones de toneladas anuales de potasio, que transportará desde Mendoza a White.
* La iniciativa prevé compactar el cloruro de potasio en nuestra ciudad para encuadrarlo en las especificidades exigidas en el mercado internacional. Asimismo, se anticipó que, con el mismo fin, se podría realizar la coloración del mineral en la zona portuaria local.

Plazos previstos. A comienzos de 2014 finalizarán los trabajos en Ingeniero White con miras a iniciar, en 2015, las exportaciones de cloruro de potasio proveniente de Mendoza. Las obras se levantan en un predio de 35 hectáreas ubicado junto a la central termoeléctrica Luis Piedra Buena y contemplan un edificio de descarga, una planta de compactación, celdas de acopio, cintas transportadoras cerradas, talleres de mantenimiento para vagones, edificios administrativos y un muelle. La intervención global ya supuso el movimiento de 900 mil metros cúbicos de tierra y se estima que el proyecto total demandará 22 mil toneladas de hormigón para pilotes, 80 mil para obras civiles y 11 mil de estructura metálica. Ya se ejecutaron los trabajos de movimiento de suelo y un tercio del pilotaje previsto por el proyecto. Si bien no hay precisiones sobre cuándo se efectuarán en nuestra ciudad los tramos férreos necesarios, ya se acordó que las formaciones ferroviarias circularán por las vías más alejadas del centro (ramal al Neuquén) y no por las vías Bahía Blanca Noroeste, tal como se había anunciado en un principio. Actualmente se trabaja en conjunto con la comuna para definir la cantidad de puentes que se construirán sobre el ramal asignado al proyecto, estando casi confirmada una estructura de este tipo a la altura del paso a nivel de la avenida Colón.

Fuente :
La Nueva Provincia

1 comentario:

Leonardo Cesar dijo...

Ayudemos a crear un debate informado, aqui les dejo un excelente blog sobre la mineria en rio negro: http://mineriarionegro.blogspot.com/